VALEREN

     Esta Disciplina se manifestó por primera vez en Saulot, que refinó el crudo poder de los dones curativos. Los usos secundarios de la Disciplina se han perdido para la mayor parte de los vampiros del siglo XX, que la conocen como Obeah. Algunos Salubri descubrieron la utilidad de estos poderes para propósitos marciales y más siniestros, y puede que los Tremere se encontrasen con ellos al ir a por su primera víctima. Esta Disciplina apenas sale del clan, pues exige mucho a sus usuarios y los Salubri quieren conservar su utilidad.


     El tercer ojo aparece más o menos cuando el Salubri domina el segundo nivel de Valeren, abriéndose cada vez que utiliza un poder por encima de este nivel. Incluso los Salubri mismos ignoran la causa. La teoría más común sugiere que el tercer ojo otorga una "visión más allá de la visión", examinando literalmente las tenues hebras de la vida y la muerte. Lo que de verdad ven los Salubri es un misterio para todos.


• Sentir Vida/Muerte

     El Salubri puede "ver" el flujo de la fuerza vital de una persona al tocarla (aunque esto no abre el tercer ojo). Este poder sirve para determinar cuánto costaría matar a alguien, según su fuerza vital. Es muy útil para evaluar a un potencial enemigo, siempre que el Salubri pueda tocarlo.


     Sistema: El Salubri debe tocar al sujeto para saber lo cerca que se encuentra éste de la muerte (Percepción + Empatía a dificultad 7). Una segunda tirada puede explicar cómo ha llegado el sujeto a su estado actual: por cada éxito obtenido, el jugador puede hacerle una pregunta al Narrador acerca del estado o los Niveles de Salud del sujeto ("¿Ha sido envenenado?", "¿Las heridas son agravadas?"…). En su caso, el sujeto es identificado como vampiro al pasar la primera tirada.


•• Don del Sueño

     El vampiro hace que cualquier ser vivo caiga dormido a su simple contacto. Este poder es muy útil para acelerar el proceso curativo del cuerpo, o para anestesiar a alguien.


     Sistema: Con un sujeto voluntario, el Salubri sólo tiene que gastar un Punto de Sangre para hacer que se duerma. Pero en caso contrario, aparte de gastar el Punto de Sangre tendrá que vencer al sujeto en una tirada opuesta de Fuerza de Voluntad. El éxito indica que el objetivo disfruta de un período de pacífico sueño igual a su pauta de descanso habitual (entre cinco y ocho horas), aunque se le puede despertar de forma normal. Este poder no afecta a los Cainitas.


     El Salubri debe decidir qué Senda estudia antes de adquirir ciertos niveles de Valeren. Una vez ha optado por una, sólo puede hacerse uso de los poderes listados para ella. Si desea aprender un poder secundario, el coste inicial es el mismo que el de una nueva Disciplina, sumando 1 a los costes siguientes para reflejar que está estudiando algo que choca con su senda inicial (y muy posiblemente con su misma Naturaleza): Senda del Sanador, Senda del Guerrero.