LA CUARTA EDAD (EDAD OSCURA)

Estás en 1197.
Es la Cuarta Edad del Mundo,
y gran parte de los bello y lo sagrado agoniza.
Los Cainitas y otros monstruos se aventuran
por primera vez por el camino de la seda,
mientras que, en el Reino Medio,
los Wan Kuei elevan su ira a los cielos.
Es un tiempo de majestad y miedo, de magia y sangre...
y te llama.



     CUARTA EDAD: Te presentamos la Introducción del Libro Sangre y Seda, una guía para los finales de esta Cuarta Edad y comienzos de la Quinta


     CLANES: Dos Clanes pertenecientes a las extensas estepas mongolas, ya desaparecidos: Anda y Wu Zao


     DHARMAS: Aquí os presentamos las diferentes filosofías que permiten a los Wan Kuei sobreponerse a su estado salvaje y encontrar la luz.


     DHARMAS HERÉTICOS.


     CORTES Y REINOS: Los shen del Reino Medio viven en un mundo diferente al de los mortales. Esta afirmación puede tomarse de forma tanto literal como figurativa: los Wan Kuei, las Gentes Feroces, los hsien y los fantsamas pueden cruzar la Muralla que separa los físico de lo espiritual, pero esto también es cierto de un modo más profundo. En la vida nocturna un WAn Kuei existe una profundidad de experiencia simplemente inalcanzable para un campesino. Para nosotros no existe esfuerzo absurdo, ni debemos rendir tributo a lejanos señores imperiales. Mapas del Reino Medio.


     LOS SHEN: Los Wan Kuei no son, de ningún modo, los únicos habitantes sobrenaturales del Reino Medio. Además de los numerosos espíritus de la tierra, comparten la noche con los cambiaformas, los semidioses desplazados y los cazadores incansables.


     RITUALES: Las ceremonias son una parte imprescindible de la existencia de los Wan Kuei. Muchas de ella dependen de los poderes del Cielo y de las Diez Mil Cosas, y permiten a los Muertos Famélicos desencadenar energías asombrosas.